domingo, 22 de febrero de 2015

y esta soy yo

Es curioso como hay libros que haces que encuentres sentimientos y a su vez cierran otros.Como una sesión de reiki,en la que empiezan alineándote los chakras y no sabes bien como gestionar todo lo que sale después, simplemente sale.
Y es verdad, quizá me cabreaba al principio saber que nunca aceptarás que no estábamos destinados y que siempre rondarán en tu cabeza dos ideas:que había otra persona y que fue un acto de cobardía. Y lo más triste,para ti al fin y al cabo, es que ninguna de las dos es verdad. Claro que estuve tentada de cometer locuras pero me bastaba con lo que había y ninguno de los dos se merecía eso.
Y un año después de ese silencio que empezó a llenar nuestra distancia,aun me pregunto qué pensabas cuando te atreviste a decirme que no confiabas en mi,fue la ultima palabra que esperaba escuchar.Pero sabes,tengo que darte las gracias,sin esa respuesta,nunca hubiera dado el paso y no me hubiera recuperado a mi misma...a la que ahora soy,a la que a veces le visita la musa ronroneando cual gatita un domingo por la tarde,que es feliz comiéndose una piruleta después de haberse pasado un día entero leyendo en casa un libro que le ha hecho reír y llorar,mientras hace planes locos para pegar un polvo fugaz.
Porque esta sí que soy yo y no la mitad que estuvo contigo.

martes, 17 de febrero de 2015

mi musa

Durante mucho tiempo mi musa se fugó, es como si el universo hubiera hecho un intercambio; te quito la inspiración pero a cambio te doy "amor" y cuando se acabó, me la devolvió.No sé si a través de aquí, de la libretita que desde abril me acompaña a cada sitio que voy o través de tuiter

¿Y qué prefieres?sinceramente, ahora mismo me quedo con mi musa, aunque la muy cabrona se empeñe en recordarme que sola estoy mejor, sola pero más cuerda que nunca.

Igual no es tan cabrona y le he cogido cariño...